NUEVAS PROFESIONES
Nuevas profesiones que son tendencia
septiembre 25, 2018
FORMACIÓN DE TELEFORMADORES
octubre 3, 2018

¿Estás embarazada y trabajas? Estos son tus derechos

DERECHOS LABORALES DURANTE EL EMBARAZO

El embarazo debería ser un periodo de felicidad y tranquilidad para cualquier mujer. Sin embargo, el mercado laboral en el que nos encontramos inmersos es competitivo y exigente. ¿El embarazo supone una amenaza para la estabilidad laboral de las mujeres? Desde luego, no tendría por qué ser así. Estos son tus derechos laborales durante el embarazo.

Derechos laborales durante el embarazo: todo lo que debes saber

  • Ejerce tus derechos en las entrevistas de trabajo. Aunque se han producido avances significativos en materia de igualdad, resulta evidente que queda un largo camino por recorrer. ¿Qué mujer no se ha enfrentado a alguna situación incómoda en el ámbito laboral por el mero hecho de ser mujer? Un ejemplo muy claro son las entrevistas de trabajo. Nadie debería preguntarte en un proceso de selección si entra en tus planes quedarte embarazada porque, para empezar, vulnera el artículo 14 de la Constitución Española. Este artículo establece que todos los españoles somos iguales ante la ley, y no puede prevalecer ninguna discriminación por razón de sexo o circunstancia personal. Pero todas sabemos que esta pregunta se sigue haciendo. Tal y como comenta Sílvia Forés, Directora de Recursos Humanos, en el blog de Infojobs, si te has sentido incómoda en una entrevista por motivos como este lo mejor es que te plantees seriamente si quieres seguir adelante y trabajar en una empresa que pone sobre la mesa estas cuestiones tan íntimas.
  • No existe ninguna normativa que obligue a la mujer embarazada a comunicar su estado en una fecha concreta. Este es uno de tus derechos laborales durante el embarazo, así que informa a la empresa cuando creas conveniente. Es cierto que desde la Secretaría Confederal de Mujer e Igualdad de Comisiones Obreras recomiendan comunicar tu estado en tu lugar de trabajo para llevar a cabo una prevención de riesgos e incluso algún cambio en tu puesto de trabajo.
  • No te pueden despedir por quedarte embarazada. Por fortuna, existe una protección especial en el caso de las trabajadoras que se encuentran en estado de gestación. Despedir a una mujer por quedarse embarazada no solo es improcedente sino que se considera nulo si la mujer no está de acuerdo, y esta puede pedir ser readmitida. Otro caso distinto sería que la mujer acumulara faltas reiteradas de asistencia al trabajo, que existiera ineptitud o se alegaran razones económicas.
  • Tienes derecho a ausentarte del trabajo para las revisiones del embarazo o para asistir a técnicas de preparación al parto. Este es otro de los derechos laborales durante el embarazo, y está respaldado por el artículo 37.3 f) del Estatuto de los Trabajadores. Si avisas con antelación y además aportas el justificante pertinente, tienes derecho a ausentarte por esas causas y a que tu sueldo se mantenga intacto.
  • El empresario está obligado a cumplir la Ley de Riesgos LaboralesEste es un derecho básico, nunca debes ver peligrar tu salud ni la del bebé en tu puesto de trabajo. Si las tareas que desempeñas pueden afectar a tu salud, la empresa debe poder recolocarte dentro de tu grupo profesional o asignarte un puesto compatible. Si esto fuera del todo imposible, entonces se ha de suspender el contrato por riesgo de embarazo.
  • Baja por incapacidad temporal (IT), por riesgo de embarazo y por maternidad. Hay que distinguir entre estos tres tipos de baja. La primera de ellas, por IT, la puedes solicitar si estás aquejada de un problema que precisa asistencia médica (una gripe, molestias en la espalda…). La segunda de ellas, por riesgo de embarazo, puedes pedirla si existe riesgo de aborto o parto prematuro, o si tus tareas en el trabajo afectan a la marcha del embarazo. Ninguna de estas dos bajas resta días a la baja por maternidad. Esta última tiene una duración de 16 semanas, y 10 de estas semanas se pueden aprovechar antes o después del parto. Sin embargo, 6 semanas seguidas se tienen que disfrutar siempre después del nacimiento del bebé.
  • Tienes derecho a reducir tu jornada laboral. En el momento en el que tienes un hijo, y siempre que este sea menor de 12 años, tienes derecho a reducir tu jornada, aunque con la reducción correspondiente de salario.

¿Te gustaría añadir o comentar algo? ¡No dudes en hacerlo en los comentarios!

¡Llámanos ahora!